Pincha +1 si te gusta el blog... ;-))

martes, 30 de noviembre de 2010

La traca final


Por si fuera poco doloroso arrancarte dos docenas de tiritas y tres metros de esparadrapo de tu anatomía más velluda (pegadas a toda traición, a contra-pelo), mi sábado se vio rematado con friegas de aguarrás para borrar los lamparones de betadine de mi cara y kilos de crema hidratante que paliaran las grietas abisales que emergieron de mis labios tras pasarme tres horas y media (que se dice pronto, pero ahí te quiero ver, rufián) a la intemperie, haciéndome la muerta bajo una marquesina de autobús de cartón-piedra.

Un éxito esto del simulacro.

Y más aún si tenemos en cuenta que a mi prima Magda no la seleccionaron por no ir adecuada en su indumentaria… ¡Tócate los albérchigos!

Si vierais cómo se reía de mí, la muy malvada…
Agarradita a su bolso mega-pijo, haciéndole ojitos al socorrista y soltando frasecitas a pleno pulmón desde detrás de la línea de seguridad marcada por los bomberos, en plan… “¡¡¡halaaa, qué guapa tan dejao la cara llena pegotones naranjaaaassss!!!” o consejos del tipo “no te muevas, primaaa, que ahora mismito te salvan estos chicos tan guapos... ¡¡¡Uy, nonono, a mí noooo, a aquellaaaaa, la de la cara morada y el culo en pompaaaa!!!

Cuando terminamos de recoger cadáveres, heridos y demás siniestrados, mi prima propuso a la concurrencia que cerráramos la jornada en el Antro’s, calentando motores a pie de barra, rodeadas de voluntarios sudorosos que la reconfortaran, ya que (según decía) se había quedado “heladita, allí parada, como un pasmarote, viendo pasar tiarrones que ni me miraban, con lo que me ha costado conjuntar los zapatos con la pashmina”.

Yo me negué al planazo, por supuesto.
Bastante había hecho ya por ella.
Además, soñaba con mi bañera calentita y mis sales perfumadas…

De modo que, nada más llegar a casa y antes de que los niños se percataran de mis pintas (no fueran a pensar que era carnaval de nuevo y empezaran a sacar los disfraces del altillo sin permiso), dispuse en mi baño de todo lo necesario para recomponer mi magullado aspecto y procedí a realizarme “un completo”.

De ahí, a la bañera.
A disfrutar de mi momento.
En total abandono y, por una vez, sin reparar ni medir la cantidad de espuma y sales que se consumían en el agua calentita… qué delicia… qué gloria… qué paz… qué...

- Mamáááá, ¿me ayudas con los debereeeeeesssss?????
- Hija, dame un ratito y te prometo que luego me pongo contigo, anda…
- Mamáááá, es que no me salen las sumas de cinco números…
- Que ya, hija, que te digo que me dejes unos minutitos y ahora salgo…
- Mamáááá, es que quiero que veas el dibujo que he hecho para Conocimiento del Medio...
- Sí, hija, sí, en seguida lo veo. Dame un momenti…
- Mamáááá, porfaaa, ayúdammmm………
- ¡¡¡¡Mierdaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!! ¡Mamá no está!!! ¡Se ha muerto!, me oyes? ¡Se le ha caído encima una marquesina de autobús y se ha ido al cielo, así que no la llames más!
- (…)

Hmmm… juraría que la oigo como llorar a lo lejos, pero no estoy segura…
Pero, al minuto escaso…

Toc. toc. toc.

- ¿Quién es?
- ¿Mami?- es el niño, el que faltaba…
- Sí, soy mami, ¿qué pasa?
- Que dice mi hermana que estás en el cielo... ¿es eso cierto?
- Eh.... algo así, sí...
- Pues, si estás en el cielo, ¿puedes hacerme un favorcito?
- ¿Cómo dices, cariño?
- Que si le puedes decir al niño Jesús que les diga a los Reyes Magos cuando vayan a verle que se me olvidó poner en la carta que también quería unos “Gormitis Eclipse Supremo con Armadura Dorada”. Que no se les pase traérmelos, ¿vale, mami?
- (...)


Si lo sé, me quedo a vivir bajo aquella marquesina escacharrada, en plena calle, rodeada de bomberos sofocados y tumbada a la bartola.
Eso sí que era el cielo…

13 comentarios:

bichito dijo...

jajajajajaja, anda, que te metes en unos fregaos...Muy buena salida la de tu niño, no desaprobechan ninguna oportunidad, eh???

CMQ dijo...

jajaja no te quejes... depilación gratis!!!
y el trauma de la niña, que?? ainsss... ;D

Ni un pelo de tonta! dijo...

me encantan las cosas que se les ocurren a los niños!!! menuda imaginación tienen!!! jajaja!!! :)

ESPIDO944 dijo...

Jajajaja...esperaba que la crónica del simulacro fuera acompañada de imágenes...

semilla negra dijo...

ja,ja, la ocurrencia del niño es buenísima, ¡que tarde mucho en perder la inocencia!la próxima vez nos cuelgas a los cachas del simulacro

Ojizarka dijo...

Me han entrado unas ganas de baño... xo casualidades de la vida en mi casa sólo hay ducha! q desgracia!

Maria dijo...

Qué imaginación que tienes....!!! XDDDD

Amalita dijo...

Que bueno!!! A ver como sales del comentario del niño.

Un saludo
http://seleneluna1987.blogspot.com/

limón dijo...

Hombre el niño se entera de que su madre se va al cielo, así sin avisar ni nada. Qué menos que pedir unos gormitis extra al niño Jesús?, las penas con gormitis son menos penas...

Ana dijo...

Jejejeje los niños siempre jorobándo en el mejor momento. Yo tengo el grito ya en el oído:maaaaaaaaaaa,maaaaaaaa donde estás...

Besitos

un ratón dijo...

GENIAL!!!! No se si es mejor imaginarme a tu prima tonteando con el bombero mientras a ti te ponen la cara como a la momia o a tu hijo detras de la puerta haciendo aquella reflexión.. ¡¡ que grandes los pequeños!!

Themila dijo...

Jajaja, santa paciencia.
Por cierto, que valiente eres. Con el frío que hace meterte bajo la marquesina esa, en plana calle a que te dejen como una momia con las vendas...

Kobal dijo...

Mira que no te dejan ni recuperarte a gustito, es lo que tienen los niños. En esos momentos baño como yo los denomino me congratulo de no haber caído en las garras de alguna mala pécora con ganas de hacerme sentar la cabeza.

Quizá también te interese...

Related Posts with Thumbnails